Todo sobre las apuestas deportivas en Nueva Zelanda

A pesar del hecho de que la industria de las apuestas deportivas de Nueva Zelanda ha estado bajo un monopolio desde hace algún tiempo, hay una gran cantidad de oportunidades disponibles para los apostadores de apuestas deportivas en línea.


Las apuestas deportivas en realidad fueron declaradas ilegales originalmente desde la década de 1920 hasta que la Junta de la Agencia Totalizadora (TAB) comenzó su monopolio y se les permitió realizar apuestas mutuas en el país y desde entonces se han convertido en un gran mercado. Sin embargo, hoy en día, los apostadores de Kiwi están legalmente autorizados a realizar apuestas en sitios internacionales que ofrecen grandes probabilidades en rugby, cricket, vela, fútbol, ​​carreras de caballos e incluso esquila de ovejas, por nombrar algunos.

Antes de comenzar, es imperativo que los apostadores sean conscientes de lo que deben considerar, desde la industria de las apuestas deportivas en línea en Nueva Zelanda hasta el sitio al que desean unirse.

Mercado de apuestas deportivas de Nueva Zelanda

La Junta de Carreras de Nueva Zelanda (NZRB) se hizo cargo de las operaciones de TAB en 2003, trayendo consigo regulaciones de juego seguro y responsable. La NZRB administra la única casa de apuestas en línea, junto con la Comisión de Loterías de Nueva Zelanda, que está permitida en el país y, aunque las casas de apuestas internacionales han intentado ingresar al mercado de apuestas deportivas en línea de Nueva Zelanda, ninguna ha tenido éxito.

Es más, no hay sanciones para los apostadores neozelandeses que eligen hacer sus apuestas deportivas a través de empresas extranjeras, lo que finalmente ha llevado a que más sitios offshore agreguen dólares neozelandeses a su lista de monedas aceptadas. Sin embargo, los apostadores deberán considerar el hecho de que si algo sale mal, lo más probable es que no cuenten con el apoyo del gobierno de Nueva Zelanda.

Muchas opciones para los apostadores de Nueva Zelanda

En términos generales, de hecho hay una gran cantidad de casas de apuestas en línea que dan la bienvenida a los neozelandeses a sus establecimientos y, aunque técnicamente es ilegal, en última instancia se consideran según las leyes que rigen la tierra en la que se encuentran.

Sin embargo, no todos estos sitios ofrecerán la opción de pagar en dólares neozelandeses, lo que significa que es posible que los apostadores deban apostar en dólares estadounidenses, euros o una billetera electrónica de vez en cuando.

Cuando se trata de apuestas deportivas, la mayoría de la gente utilizará la opción de depositar con sus tarjetas de crédito, pero a quienes deseen seguir haciendo apuestas se les suele animar a utilizar una billetera electrónica para facilitar las cosas al pasar de una casa de apuestas a otra.

El futuro de las apuestas deportivas

Parece que la postura en Nueva Zelanda ha alcanzado un estado algo contradictorio, ya que el gobierno no permite que ningún operador nuevo se una a las apuestas deportivas en línea mientras continúa permitiendo a los apostadores participar en apuestas deportivas con sitios extranjeros.

 

En última instancia, esto significa que, como apostador deportivo, uno puede elegir entre las mejores casas de apuestas deportivas en línea de todo el mundo, donde la mayoría de los países buscan cerrar sitios internacionales y mantener el flujo de dinero dentro de sus fronteras.

Muchos asumen que esto cambiará en el futuro, aunque por el momento no parece haber ningún esfuerzo por cambiar en este momento. Independientemente, los apostadores Kiwi no deberían enfrentar ningún problema real al participar en la acción de las apuestas deportivas.

Comments are closed.